Gonzalo Egas demuestra que no importa quién sea, criar a un hijo es lo que hace al hombre
La costumbre general es que el hombre sea el que engendra y por lo tanto se convierte en padre.

Con ese argumento se puede dar a entender que con simplemente poner el sustento se puede ausentar de todas las demás labores que conllevan el criar a un hijo. Sin embargo las personas no solo dependen del sustento económico, el sustento emocional, moral y físico son igual o más importantes.

Esto lo sabía Gonzalo Egas, quien participó en el reality español «Mundos Opuestos» en 2012, en ese momento fue que tuvo amor a la primera vista con Wilma González. La pareja tuvo una relación a pesar de que ella tenía un hijo de un año cuando ellos se conocieron. Su relación duró de 2012 a 2017, cinco años. El hijo de Wilma era de su relación anterior con un hombre llamado Noah, nombre que le dio también a su hijo. Gonzalo fue prácticamente su padre por 5 años y es por eso que se generó un vínculo casi irrompible.

Gonzalo y el pequeño jugaban y paseaban todo el tiempo, practicaban deportes e incluso fungió como tutor en cuestiones morales. El vínculo fue tan fuerte que, al termino de la relación con Wilma, Gonzalo aceptó a adoptar al pequeño por petición suya.

La pareja se separó en 2017, el pequeño Noah se negaba a dejar ir a Gonzalo, lo veía como su auténtico padre. Wilma, por su parte, jamás negó que el pequeño y su expareja se vieran en el momento en que así lo desearan, sabía cuanto se apreciaban el uno al otro.

Con el tiempo el pequeño Noah le pidió algo insólito a Wilma. El niño quería que Gonzalo se convirtiera en su padre legal tras tantos años de conocerse. Esta decisión tomó por sorpresa a Wilma, sin embargo, en un gesto enorme de amor a su hijo, le dijo que si eso era lo que deseaba, lo iba a apoyar en todo momento y haría lo posible para que Gonzalo se convirtiera en su padre.

Wilma habló con Gonzalo sobre el tema, el pequeño Noah incluso quería llevar el apellido Egas como su apellido legal. Esto sin dudas hizo que Gonzalo rompiera en lágrimas aceptando todo lo que Noah pidiera. El niño ahora lleva el nombre de Noah Egas.

“Fue una decisión de Noah, él me eligió como papá y sobre eso se construyó” Comentó Gonzalo, quien es también comentarista deportivo, al periódico «Las Últimas Noticias»

El acuerdo al que llegaron Wilma y Gonzalo es que Noah estaría con el comentarista por 2 semanas al mes. Gonzalo siempre dice que Noah le enseño lo que de verdad significa amar y lo que es la paternidad incondicional.

“Sabe que Gonzalo es el papá que realmente lo cuida, que está con el día a día, su papá de verdad (…) le agradezco mucho a Gonzalo ser su figura paterna, me encanta la relación que tienen, que se eligieron como padre e hijo. En algún minuto me quise ir del país y parte de los motivos para no irme fue por la relación de Gonzalo y Noah. Mi hijo no concibe estar sin su papá.” Comentó Wilma en una entrevista posterior.

¿Tú qué opinas de la decisión del pequeño Noah? ¡Déjanoslo saber en los comentarios! Comparte esta nota con tus amigos para demostrarles que el amor de padre no es solo para quienes engendran, sino también para los que crían a los pequeños.

Bonus:

Hoy en día, Gonzalo y el pequeño Noah pasan dos semanas al mes juntos, Gonzalo siempre está dispuesto a apoyar al pequeño Noah, ya que le enseñó el verdadero significado de la paternidad y el amor incondicional.

Wilma Gonzales habló acerca de lo que opina acerca de la relación de Gonzalo con su hijo Noah en una entrevista. “Sabe que Gonzalo es el papá que realmente lo cuida, que está con el día a día, su papá de verdad (…) le agradezco mucho a Gonzalo ser su figura paterna, me encanta la relación que tienen, que se eligieron como padre e hijo. En algún minuto me quise ir del país y parte de los motivos para no irme fue por la relación de Gonzalo y Noah. Mi hijo no concibe estar sin su papá.” 

Fuente: Okchicas