Saltar al contenido

Razones por las que parejas casadas en Japón duermen separadas?

Las casas y apartamentos más pequeños no impiden que muchas parejas japonesas duerman en camas diferentes o incluso en habitaciones. No se trata de una cuestión o problema íntimo con la relación, sino de algo que creen que es bueno para ellos. Al contrario que sus homónimos occidentales, para las parejas japonesas el halo de misticismo y de cariño se mantienen si cada uno tiene su espacio. Algunas de las razones que por las cuales los japoneses deciden dormir separados son las siguientes:

1. Todos los humanos tenemos diferentes horarios de sueño: Lo primero que hace que las parejas japonesas decidan irse a la cama por separado son los diferentes horarios de trabajo. Despertar a tu pareja solo porque llegaste tarde a casa del trabajo o tienes que irte temprano no resultará en un descanso de buena calidad para nadie. Por eso, pasar la noche en una habitación diferente tiene sentido. Esto les proporcionará un sueño más sano y tranquilo.

2. Para los japoneses, dormir por separado significa paz: Mientras que muchas parejas que empiezan a dormir solas piensan que el divorcio está en su puerta, los japoneses lo ven de otra manera. Valoran mucho su sueño y no quieren que los molesten mientras duermen. Esto significa que no necesitan y no les gusta aguantar ronquidos, sueño inquieto, patadas, etc. Aunque algunos no tienen la oportunidad de dormir en diferentes habitaciones, todavía desearían poder dormir bien.

3. Los bebés duermen con sus madres: Las madres japonesas duermen con sus hijos y esto se considera muy importante, por lo que el padre debe decidir si quiere compartir la misma cama o ir a otra habitación. Incluso la ciencia ha demostrado que dormir juntos puede ayudar a padres e hijos a tener un sueño más reparador. Ayuda al niño a mantener una temperatura y frecuencia cardíaca estables (lo cual es realmente crítico en la infancia) y, al mismo tiempo, disminuye la posibilidad de síndrome de súbita del lactante. Además, esto contribuye a que el niño tenga una mejor autoestima, se vuelva independiente más rápido y le vaya bien en la escuela.

4. La historia los ha respaldado al dormir separados: Los futones en los que duermen están rellenos de algodón, que proporciona apoyo y comodidad. En el pasado, solo se usaban como camas las de un solo tamaño. Entonces, incluso si quisieras abrazar a tu ser querido, habrías terminado entre las sábanas, en el frío piso y no te sentirías cómodo. Hoy en día hay familias que todavía utilizan este tipo de cama, sobre todo porque no ocupa mucho espacio y es fácil de guardar.

¿Tú intentarías dormir separado de tu pareja? ¡Déjanos tus comentarios! Comparte esta nota con tus amigos que creas que la necesiten leer para mejorar su sueño y el de sus parejas.